Contacto
Línea de ayuda:
Contacto:

Teléfono de atención al cliente +34 91 0602 262 9-18

descarga la app de wnm

Teléfono de atención al cliente 9-18

+34 91 0602 262

0
Cesta:

0 EUR

  • No hay productos en la cesta

En total: EUR

wrz 27

¡Una litera no tiene por qué ser aburrida!

Cada infante pasa la mayor parte del día en su habitación, así que su espacio debe diseñarse a la perfección y adaptarse a su edad y sus necesidades. Merece la pena hacer el esfuerzo extra y convertir su habitación en un lugar de sueños en el que pueda jugar sin parar, dejar suelta a su imaginación y disfrutar de momentos que quedan en su memoria para siempre. No tienes por qué darle mil vueltas ni comprar nada del otro mundo: una simple litera bastará para que tu hijo disfrute su espacio privado.

Las literas y las camas altas ofrecen una multitud de posibilidades para organizar el espacio. ¡Los únicos límites serán vuestra creatividad y los deseos de tu hijo! Además, la mayoría de ideas no requieren que tomemos medidas invasivas, así que podréis cambiar la decoración fácilmente cuando le aburra a vuestro niño.

Si os faltan ideas o planes, seguid leyendo. Os presentamos varios métodos prácticos, baratos y contrastados para enriquecer una litera corriente y convertirla en el lugar favorito de vuestros hijos.

El reino de la princesa

Podéis oponeros, pero es una batalla que vais a perder. A las niñas pequeñas desde siempre les ha gustado todo lo rosa, lo brillante y lo mullido. La manera más sencilla de hacer sus sueños de ser princesas realidad es comprar una litera de color rosa (o pintar la que ya tenéis) y decorarla con un dosel rosado en el techo para ponerle la guinda al dulce pastel. ¡En otros tiempos este elemento decoraba los aposentos de verdad! Hoy en día, en una versión más contemporánea, sigue siendo un refugio perfecto para que tu niña disfrute de su mundo de fantasía. Podéis fabricar el dosel vosotros mismos con trozos de tela, unas barras o un aro, o comprarlo ya hecho. Si además colocáis bolas de árbol de navidad o bolitas de algodón a lo largo de una de las barandillas, resaltaréis la magia de esta litera. La suave y sutil luz de las bombillas creará un ambiente ideal para relajarse antes de dormir, mientras proporciona suficientemente potencia como para leer cuentos y para ver por la noche al levantarse para ir al baño o a la habitación de los padres. Otra idea para crear un castillo para tu princesa es comprar o usar cortinas de puertas y ventanas de manera que cubran la cama inferior o el espacio bajo la cama alta.

Una casa en el árbol

¿Quién no ha soñado en su infancia con pasar vacaciones en una casa del árbol? El simple hecho de jugar en las alturas, lejos de la mirada de los padres, ya prometía una diversión imposible de igualar y momentos inolvidables. Aunque la casa en el árbol estuviera disponible sólo para algunos afortunados, crear un sustituto a partir de una litera está al alcance de la mano de cualquiera. La casa-cama es una propuesta para los modelos de camas altas o literas de madera. Lo único que necesitas para crear esta estructura son 5 tablas, algunos tornillos y pegamento para madera. Podéis decorar este tejado con mantas, tejidos o un trozo de madera que imite a una chimenea. También podéis ir un paso más allá y usar la litera como una base para crear una verdadera casita. No cabe duda de que esta opción es solo para los más bricomaniacos, ¡pero el efecto final es espectacular!

Litera como parque

Seguro que los padres de los golfillos llenos de energía valorarán esta propuesta. Un miniparque vendrá genial sobre todo durante los otoños e inviernos, cuando no es posible pasar días enteros fuera de casa. El movimiento constante es inherente a la naturaleza de los críos, así que crear un parque en la litera, además de ayudar a gestionar el exceso de energía de los niños, ayuda a desarrollar su coordinación motora. Transformar una litera en un parque de andar por casa no es tan complicado como podría parecer. Podéis usar como base el tobogán de plástico más básico que encontréis en cualquier tienda de bricolaje. Además, es una alternativa perfecta a bajar por la escalera y animará al más dormilón a levantarse más rápido. Podéis coger varias tablas, engancharlas a uno de los laterales cortos de la cama, poner unos cuantos asideros y así crear un muro para escalar que les mantendrá encantados durante mucho tiempo.

En internet podéis encontrar miles de ideas y disenos que os ayudarán a transformar hasta la litera más sosa. Nosotros hemos seleccionado algunos de ellos que requieren poquito esfuerzo y dinero. Sin embargo, si buscáis algo más espectacular y especial, no dudéis en conseguirlo: ¡la infancia pasa demasiado rápido!

Aquí tenéis algunas ideas:

 1

 

2

 

3

 

4

*Las imágenes se han sacado de Pinterest

Entrega gratis
Envío rápido
100 días de plazo de devolución
Compras seguras